Once judokas oliventinos participan en la primera fase del Campeonato de Judo de Extremadura celebrada en la localidad

  • 20 febrero 2013

Más de 300 judokas extremeños, entre ellos 11 oliventinos del Club Local de Judo, han participado en la primera fase del Campeonato de Judo de Extremadura disputado en el Polideportivo Municipal de Olivenza para las categorías judex de alevín, infantil y cadete.

A primera hora de la mañana del sábado 16 ha dado comienzo la prueba, que ha contado también con el Campeonato Junior de Judo de Extremadura.

Bajo la dirección de su entrenador y supervisión del árbitro delegado, los deportistas alevines han hecho uso de las mejores tácticas para derrotar a su rival y asegurarse el paso a la segunda fase de la competición que se celebrará el 23 de febrero en el Polideportivo Municipal de Montijo.

Más tarde, le ha tocado el turno a los infantiles y cadetes. En categoría cadete femenina, Carmen Rodríguez de la Cruz se ha situado en segunda posición, mismo resultado que Francisco Cedeño en masculina, y Jonathan Delicado, en sexta.

Y en modalidad infantil masculina, primer puesto para Sebastián Chávez, segundo para Roberto Rodríguez y Antonio Piñero, cuarta. En femenina, tercera clasificada, Irene Delicado y encabezado la tabla, Paula Cedeño.

Añadir que entre los participantes se han podido ver los doce judokas pertenecientes al Centro de Tecnificación Deportiva de Cáceres, organismo en el que se forman en su especialidad competitiva así como a nivel académico.

Los ganadores de este primer encuentro han sido obsequiados con un trofeo. El resto ha recibido una medalla.

Organizado por la Federación Extremeña de Judo, el campeonato concluirá con una tercera etapa, prevista a celebrar también en la ciudad de Montijo, donde se conocerá definitivamente los clasificados para el Campeonato de Judo Infantil y Cadete de España 2013.

Club de Judo Local

Corría el 1968 cuando el oliventino Eduardo Olivera daba a conocer el judo en Olivenza y en Villanueva del Fresno con la apertura de academias especializadas en este deporte que más tarde cerraron sus puertas tras su ascenso a la jefatura de Policía Local.

Una vez jubilado, Eduardo Olivera asumió la dirección del ‘Club de Judo’ en la localidad que en sus años años de vida lo forman dieciséis judokas que dedican alrededor de cinco horas semanales a esta modalidad deportiva, en la que han conseguido buenos resultados en las diferentes competiciones regionales.

Comparte tu fotografía de esta noticia: